Colchane e investigadora USEK, crearon desinfectante en base a plantas locales para combatir Coronavirus

Debido a las condiciones geográficas de Colchane, en la provincia del Tamarugal de la región de Tarapacá, muchos productos e insumos no llegan a esta zona, ubicada a más de 3.700 metros sobre el nivel del mar.

Por esta razón, y ante la contingencia que vive el país por la propagación del covid-19, conocido como coronavirus, profesores del Liceo Técnico Profesional de Colchane, con el apoyo de la doctora Carolina Klagges, investigadora del Instituto Interdisciplinario de Ciencias Biomédicas de la Universidad SEK, lograron crear un desinfectante a partir de alcohol al 70% y plantas locales. Todo esto en el contexto de una ciudad que, desde antes de que surgiera el virus, ya contaba con escases de productos desinfectantes.

El equipo académico del liceo está compuesto por el profesor Mauricio Gonzáles, (finalista del Global Teacher Prize) y su colega Fidel Venegas, e idearon este producto en primera instancia para la comunidad de Colchane y sobre todo sus residentes de la tercera edad, donde habitan personas de etnia aymara, muchos de ellos muy longevos.

La doctora Carolina Klagges, explica que para este proceso se comunicaron “mediante llamados telefónicos y vía Skype”, con tal de asistirlos en la confección de este desinfectante en base casi exclusivamente a materiales locales.

Klagges, Bioquímico, doctora en biotecnología y experta en genética molecular de plantas, detalla que “debido a la escasez de alcohol, hemos utilizado un alcohol derivado desde la caña de azúcar llamado pusitunga”, además comenta que se utilizó glicerina vegetal para dar la apariencia de gel y evitar la irritación en la piel, y se le agregó extractos de aloe Vera para mayor protección de la piel, así como aromas de plantas comunes de la zona como la rica rica, añadiendo que “nos hemos preocupado que el producto fabricado quede en un % de 70 para asegurar la desinfección”.

La investigadora USEK agrega que “en el Liceo Técnico de Colchane los profesores ya fabricaron una primera producción y están repartiendo en el colegio y lugares donde se requiera en dicha comuna, para evitar contagios con coronavirus ya que Colchane se ubica en sectores fronterizos por lo tanto hay un mayor riesgo”.

Klagges concluye que “si bien este producto es artesanal y no tiene registro sanitario, ellos lo están usando para poder prevenir contagio y no para venta. Esto es un acto de solidaridad con comunas tan lejanas como Colchane. Y quizás una manera de aportar a la prevención desde el mundo científico a la ciudadanía”.